Conectarse

Recuperar mi contraseña

Trama
Las guerras terminan, los destrozos se reconstruyen, la vida sigue... pero la historia siempre se repite. Harry Potter pudo ganar la batalla contra Voldemort pero la guerra contra la magia oscura aún perdura, pudo conseguirnos un descanso para reconstruirnos, para llorar nuestras bajas... pero el descanso llega a su fin y la guerra vuelve a entrar en todos los hogares mágicos, ya no solo de Inglaterra si no del mundo entero.
Voldemort fue expulsado del mundo de los vivos, pero ¿qué pasó cuando llegó al de los muertos? con exactitud saberse no se sabe, pero si sabemos que ha vuelto, de nuevo escondido entre las sombras, atacando oculto tras de las mascaras de la nueva generación de mortifagos, no hay duda ninguna de su regreso pero ¿cómo ha podido suceder? y más importante ¿qué vamos a hacer ahora? Harry Potter ya no se encuentras entre nosotros para ser el niño de la profecía y además si Voldemort ha regresado del mundo de los muertos, ¿quién mas ha podido hacerlo? por que los problemas no solo han resurgido en Inglaterra, en otros países también sufren la ira de un nuevo señor oscuro ¿tendrán algo que ver?






















  0000     0000       0000





  0000     0000       0000
Los posteadores más activos del mes


 









CLASE III: FUTHARK ANTIGUO

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

CLASE III: FUTHARK ANTIGUO

Mensaje por Brad Paisley el Mar Oct 01, 2013 12:49 am

El Futhark antiguo es la forma más antigua del alfabeto rúnico, usado para escribir en protonórdico por las tribus germánicas tanto en los dialectos escandinavos como en los dialectos germanicos del periodo de migraciones germánicas del siglo II y VIII, permaneciendo inscrito en objetos como joyas, amuletos, herramientas, armas y piedras rúnicas.

En Escandinavia, esta forma de escritura evolucionó simplificándose al futhark joven en el siglo XIII, mientras que los anglosajones y los frisones extendieron el futhark que terminó convirtiéndose en el futhorc al desarrollarse el anglosajón.

A diferencia del Futhark joven que permaneció en uso hasta los tiempos modernos, el futhark antiguo fue olvidado perdiéndose la capacidad de leer sus inscripciones, y no fue hasta 1865 cuando el lingüista noruego Sophus Bugge consiguió descifrarlo.1

Alfabeto

El futhark antiguo, que a semejanza de la palabra alfabeto debe su nombre a los sonidos de los nombres de las seis runas iniciales: F, U, Þ, A, R, y K, consta en 24 runas, generalmente organizadas en tres grupos o combinaciones de ocho, llamados aett como los clanes escandinavos. En la siguiente tabla se presenta cada runa con su transliteración latina corriente, su nombre y la transcripción de su sonido AFI:

Orígenes

Generalmente se cree que el futhark antiguo procede de los antiguos alfabetos itálicos, posiblemente tanto de las variantes del norte (alfabetos etrusco o rético) como del alfabeto latino mismo. La teoría de que derivó del alfabeto griego por medio del contacto de los godos con los griegos bizantinos fue popular en el siglo XIX, pero quedó desechada tras la datación de las inscripciones de Vimose que estableció que eran del siglo II, cuando los godos entraron en contacto con la cultura griega a a partir del comienzo del siglo III. Es más, el alfabeto gótico, derivado del griego en el siglo IV, tiene sólo dos letras derivadas de las runas, (de Jera) y (de Uruz).

La forma angular de las runas, presumiblemente una adaptación a la incisión en la madera y el metal, no es una innovación germánica, sino que es una característica compartida con otros alfabetos antiguos, incluyendo los itálicos antiguos, como se comprueba al comparar por ejemplo la inscripción latina de Duenos) o la etrusca del yelmo de Negau (siglo I a. C.), que presenta un nombre germánico, Hariagastiz, y da testimonio del temprano contacto de los germanoparlantes con la escritura alfabética. De forma similar la inscripción de Meldorf (de alrededor del año 50) puede calificarse de un uso "proto-rúnico" de los germanoparlantes usando el alfabeto latino. Parece que las formas de las letras del "alfabeto de Bolzano" del rético encajarían particularmente bien.4 La inscripción de la lanza de Kovel, datada alrededor del 200 avanza de una peculiar variante goda de escritura. Su texto tilarids de hecho parece más letras itálicas antiguas que alfabeto rúnico, escritas de derecha a izquierda y con una T y una D más próximas a las latinas o las etruscas que a las de Bolzano o alfabetos rúnicos.

Las runas equivalentes a f, a, g, i, t, m y l no presentan variación y se acepta ampliamente que son idénticas a las letras itálicas antiguas o latinas F, A, X, I, T, M y L. También hay un amplio consenso en que las runas correspondiente a u, r, k, h, s, b y o derivan de las letras V, R, C, H, S, B y O.

Las runas de origen incierto puede que fueran o bien creaciones originales o transformaciones de las letras latinas. Odenstedt sugiere que se adoptaron 22 letras del alfabeto latino clásico (siglo I, ignorando la marginal K) viniendo (þ de D, de Y, de Q, de P, de G, de Z), y siendo las dos runas restantes ( y ) innovaciones germánicas,5 pero hay controversia entre los expertos respecto al origen de ehwaz (¿de E?), naudiz (¿de N?), þ (¿de D o del rético Θ?), y las runas wunjo (¿Q o P?), ihaz y algiz (¿ambas de las latinas Z o Y?), ingwaz (¿Q?) y dagaz.6

De las 24 runas del futhark clásico plasmadas en las inscripciones del año 400 (piedra rúnica de Kylver), iwaz, peordh7 e ingwaz8 no aparecen el las primeras inscripciones del periodo 175 al 400, mientras que ehwaz en este periodo principalmente aparece con forma de pi (Π), su forma de M () fue ganando prevalencia solo a partir del siglo V. De forma similar la runa con valor de s podía tener tres variantes de trazo del signo () o cuatro variantes del signo () (y más raramente 5), y sólo a partir del siglo V las tres formas definitivas se hicieron prevalentes.

Las runas características de los siglos VI y VIII tienden a tener sólo trazos en tres direcciones: verticales o en las dos diagonales, mientras que las inscripciones más antiguas también muestran trazos horizontales en el caso de ehwaz mencionado anteriormente, y también en el caso de tiwaz, laguz, ingwaz y haglaz.

Datación y propósito

Generalmente se estima que la datación de la creación del primer alfabeto rúnico sería de aproximadamente el primer siglo de nuestra era,9 la últimas estimaciones lo retrasarían al siglo II. La cuestión es en cuánto estimar el periodo indeterminado entre la creación del alfabeto y las inscripciones de Vimose datada en el año 160. Si tanto iwaz como algiz realmente derivan de las latinas Y or Z, como sugiere Odenstedt, el siglo primero quedaría descartado porque estas letras no se introdujeron en el alfabeto latino hasta el reinado de Augusto.

Otros expertos se contentan con asumir el periodo indeterminado alrededor del comienzo del siglo II.10 Pedersen sugiere que el periodo de desarrollo de alrededor de un siglo contando desde su supuesta derivación de las formas de þ () y j () de las latinas D y G.

La invención de las letras se atribuyen a una sola persona, o a un grupo de personas que estaban en contacto con la cultura romana, quizás mercenarios en el ejército romano o mercaderes. Estas letras tienen un propósito inicial de usarse en la escritura, pero hay otras opiniones que hacen hincapié en otros propósitos además del práctico como el mágico o recreativo, como graffitis. Bæksted afirma que en su estado inicial, las runas eran una escritura "artificial, recreativa, no necesariamente imitaba el uso de as letras latinas", al igual que los bracteatos germánicos imitaban las monedas romanas, una opinión aceptada por Odenstedt debido a la naturaleza primario del cuerpo de inscripciones antiguas.

Nombres de las runas

Cada runa tenía un nombre, elegido para representar el sonido de la propia runa. Los nombres de las runas del futhark antiguo no se han encontrado en los registros históricos. Sin embargo estos nombres en protonórdico han sido reconstruidos lingüísticamente a partir de los nombres de las runas de alfabetos posteriores que sí quedaron registrados en los poemas rúnicos y los nombres de las letras relacionadas del alfabeto gótico.

Los nombres de las runas tienen un nombre cuyo primer fonema es aquel al que representa la propia letra, con las únicas excepciones de ingwaz y algiz. El sonido z del protogermánico que representa la runa algiz nunca aparece en la inicial de una palabra en protonórdico. Este fonema fue adquiriendo un sonido parecido al de una r en protonórdico, que normalmente se transcribe como R, que finalmente se transformaría en una verdadera r en islandés, dejando a esta runa como una letra superflua. El caso de ingwaz es similar, su sonido ng tampoco aparece en la inicial de ninguna palabra.

A pesar de haber sido obtenidos por reconstrucción lingüística, se asume que la mayoría de los nombres de las runas del futhark antiguo son correctos con un alto grado de certeza porque coinciden con nombres de cosas y propios en gótico, anglosajón y nórdico antiguo. Estos nombres eran de objetos tanto de la vida diaria como de la mitología.

Los nombres de las runas son tomados de tres ámbitos:
Religión: Dios, y las deidades Æsir, Jotun, Tiwaz, Ingwaz.
Naturaleza: Sol, día, granizo, hielo, lago, agua, abedul, tejo, peral, alce, uro, espiga.
Entorno humano: hombre, riqueza/ganado, caballo, hacienda/herencia, escoria, cabalgar/viaje, año/cosecha, regalo, alegría, necesidad, ulcera/enfermedad.

Esta coincidencia de los nombres de las runas con objetos hizo que se les atribuyera la representación del espíritu de dichos objetos y adquirieran el carácter benefactor o desfavorable de dichos objetos en el chamanismo nórdico y fueran usadas como oráculos para la adivinación.

Cuerpo de las inscripciones

Se han encontrado inscripciones en futhark antiguo en objetos diseminados en la región comprendida entre entre los Cárpatos y Laponia, con la máxima concentración en Dinamarca. Generalmente son textos cortos grabados en objetos de orfebrería, utensilios o armas encontrados principalmente en tumbas y ciénagas, además de las piedras rúnicas.

Inscripciones escandinavas

Hay palabras que aparecen frecuentemente en las inscripciones de los bracteatos, posiblemente con significado mágico, como alu, laþu y laukaz. Su significado es incierto, aunque alu se también está relacionado con la cerveza "ale", en un contexto de bebida ritual, y laukaz está relacionado con "puerro, ajo", en un contexto de invocación de fertilidad y crecimiento.

Uno de los primeros ejemplos de una inscripción más larga, en un hacha de mano encontrada en Nydam, Jutlandia dice: wagagastiz / alu:??hgusikijaz:aiþalataz (wagagaztiz "huésped/portador de la ola" podría ser un nombre de persona, el resto se lee alu:wihgu sikijaz:aiþalataz con un significado metafórico de alu de "portador de la ola/llama" al que seguiría Yo, el que hace el juramento se consagra/lucha". La oscuridad de incluso las interpretaciones corregidas es corriente en las inscripciones rúnicas que van más allá de transcribir un nombre personal. Un término que se encuentra frecuentemente en las primeras inscripciones es Erilaz, que aparentemente designa a una persona que conoce las runas.

La inscripción rúnica más antigua data aproximadamente del año 160 y fue encontrada en el peine de Vimose descubierto en una ciénaga de Vimose, Funen.15 En la inscripción se lee harja, que puedes ser un nombre y un adjetivo probablemente el término protogermánico *harjaz proveniente del protoindoeuropeo *koryos "guerrero", o simplemente la palabra "peine". Otra de las primeras inscripciones se encontró en la vaina de Thorsberg, probablemente con el nombre del dios Ullr.

Las piedras rúnicas empiezan a mostrar la transición hacia el futhark joven desde el siglo VI, con ejemplos de esta transición tales como las piedras de Björketorp o Stentoften. Al principio del siglo IX todavía se conocía y utilizaba el futhark antiguo, como puede verse en la piedra de Rök donde el grabador usó ambos alfabetos, futhark antiguo y joven.

La inscripción más larga del futhark antiguo, y una de las más recientes (siglo XIII), es la de la piedra de Eggja que consta de unos 200 caracteres en una de las primera estrofas de un poema en nórdico antiguo.

En el Astrágalo de Caistor se lee raihan "corzo", siendo la inscripción más antigua en las islas británicas, datada alrededor del año 400, en el inicio de la Britania posromana y anterior a las modificaciones del alfabeto futhorc.

Inscripciones continentales

Las inscripción más antiguas encontradas en el continente europeo se dividen en dos grupos: por un lado las del área de la costa del mar del norte y el norte de Alemania, incluyendo parte de holanda, relativas a los sajones y frisios,16 y por el otro algunas inscripciones desde el Oder al sudeste de Polonia, y hasta los Cárpatos, relativas a las tribus germánicas del este. Este último grupo de inscripciones dejó de producirse durante en el siglo V, el periodo del contacto de los godos con el imperio romano y su conversión al cristianismo.

En este periodo inicial no hay una tradición rúnica específica de los germanos occidentales. Esto cambió a comienzos del siglo VI, durando aproximadamente un siglo, cuando aparece la "provincia rúnica" alamana, con ejemplos de fíbulas, partes de armas y hebillas grabados. Como en el caso de los germanos de este, el uso de runas desapareció con la cristianización, en el caso de los alamanes esto ocurrió en el siglo VII.

Distribución

Hay unas 350 inscripciones conocidas en futhark antiguo.18 De las cuales unas 81 inscripciones en la zona sur y unas 267 de Escandinavia hacia el norte.19 El número exacto de inscripciones está sometido a debate debido a que algunas son sospechosas de ser falsificaciones y otras inscripciones están en disputa. De las inscripciones escandinavas 133 se encuentran en bracteatos, y 65 están en piedras rúnicas. Las inscripcioens del sur se encuentran predominantemente en fíbulas. Las piedras rúnicas escandinavas pertenecen al último periodo del futhark antiguo, y son el preludio a la explosión medieval de piedras rúnicas en futhark joven.

Las inscripciones en futhark antiguo son raras, probablemente sólo una minoría de la población total eran capaces de leerlas en la época, por lo que el conocimiento de las runas era realmente un secreto durante la época de las migraciones germánicas. De las 366 lanzas extraidas de las excavaciones de Illerup sólo 2 llevaban inscripciones. Una proporción similar se estima en Alamania en las 170 tumbas excabadas.

Se estima que el número total de inscripciones que se podrían haber hecho serían una 40.000 según el "cálculo runológico mínimo". El número real sería probablemente considerablemente mayor. Haciendo un cálculo estadístico con las 80 inscripciones conocidas de la región sur que proceden de unas 100.000 tumbas conocidas. En un total de 50.000.000 tumbas que debió haber, según cálculos de densidad de población en toda la época, en esa proporción se tendrían que haber producido unas 80.000 inscripciones sólo en la región del sur merovingio, y Fischer estima que habría varios cientos de letrados que podrían haber grabado runas durante el periodo, unos 1.600 durante el periodo rúnico alamán del siglo VI.

DEBERES:

1) RESUMEN DE LO DADO EN CLASE CON VUESTRAS PALABRAS (MINIMO 25 LINEAS)


avatar
Brad Paisley
Nuevo Usuario
Nuevo Usuario

Mensajes : 633
Reputación : 30
Fecha de inscripción : 29/11/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: CLASE III: FUTHARK ANTIGUO

Mensaje por Brad Paisley el Lun Oct 07, 2013 12:24 am

CLASE CERRADA


avatar
Brad Paisley
Nuevo Usuario
Nuevo Usuario

Mensajes : 633
Reputación : 30
Fecha de inscripción : 29/11/2010

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.